Vacas Lecheras

El Ordeño

You are here

El Ordeño El Ordeño

La Necesidad – El Control del Proceso del Ordeño

El Desafío

La salud de los animales se correlaciona directamente con la calidad del ordeño y del equipo de ordeño.

Para lograr un ordeño de precisión es indispensable monitorear el ordeño y controlar las pulsaciones y el retiro de los colectores y asegurando el uso de procedimientos uniformes de ordeño.

Pérdida de Utilidades

La mastitis y la baja producción de leche están frecuentemente asociadas a procesos de ordeño inestables. El exceso de ordeño y un largo tiempo de colocado el colector en la vaca, junto con una mala calidad del equipo, pueden aumentar la susceptibilidad a las enfermedades en las ubres.   

Una baja eficiencia del ordeño afecta directamente el rendimiento de producción de la sala y las horas de trabajo del personal de la granja.


La Solución

General

La automatización equilibra los procesos y procedimientos de ordeño, asegurando una preparación adecuada de las vacas para el ordeño. Las herramientas de monitoreo y los módulos de software realizan un seguimiento de estos procedimientos, corrigen errores y ajustan las distintas etapas del ordeño para garantizar un proceso de ordeño preciso.

Nuestra Solución

Afimilk ofrece distintas soluciones para el control y monitoreo del ordeño gracias a la integración de su medidor de precisión de leche (AfiMilk MPC) y su potente software de administración AfiFarm.

  • Control del puesto de ordeño para precisión del ordeño:
    • Corte automática del ordeño cuando cae el flujo de leche para evitar un ordeño excesivo.
    • Control de la pulsación: varios programas de pulsación para satisfacer sus necesidades específicas.
  • Monitoreo de los procedimientos de ordeño:
    • Alertas sobre irregularidades en el ordeño y colocaciones innecesarias del colector por segunda vez.
    • Evaluación de la integridad del procedimiento de ordeño (preparación de la vaca), y alertas sobre ordeño bimodal.
    • Tiempo de colocado el colector en comparación con el tiempo de ordeño actual.
    • Indicadores de evaluación de la eficiencia del ordeño y el tiempo desperdiciado durante el ordeño.
    • Alertas o indicadores de fallas del equipo que puedan afectar negativamente la salud de la ubre.

Testimonios de Nuestros Usuarios

Ben Loewith, granja Summitholme, Canadá: «En el transcurso de dos semanas cualquiera, podemos tener hasta 14 operarios de ordeño diferentes a cargo del ordeño. Los informes de la sala de ordeño muestran el flujo de leche en los primeros 15 segundos, el tiempo de ordeño promedio por vaca y el número de recolocaciones de colectores en la sala. Realmente es muy fácil comenzar a ver la diferencia entre los distintos empleados y la forma en la que ordeñan a las vacas. Esto nos permite controlar a esos operarios.»

La Recompensa

Un ordeño de precisión, junto con una preparación adecuada de las vacas antes de su ordeño y el menor tiempo posible de aplicación de vacío en los pezones, disminuye considerablemente los riesgos de contraer enfermedades en las ubres. Esto resulta una reducción estimada de 20 a 40% en pérdidas asociadas a mastitis.

Al disminuir el tiempo de ordeño individual de cada vaca y mejorar los procedimientos de ordeño, el rendimiento de producción de la sala puede aumentar hasta en un 10%. Esto permite que las granjas ordeñen un 10% más de vacas en las mismas instalaciones.